En Asamblea la PUCP defiende su autonomía

En una de las asambleas más esperadas por la opinión pública, la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) rechazó categóricamente la propuesta de la Santa Sede de modificar sus estatutos, decisión que ha sido recibida con beneplácito por la comunidad universitaria, así como por una gran mayoría de ciudadanos.

El rechazo a la injerencia de la iglesia en tan importante casa de estudios es una medida legal y correcta porque toda entidad educativa, mientras ofrezca sus servicios en el país, tiene que estar bajo el mandato de la constitución y regirse por las leyes peruanas.

Esta medida, constituye, por otro lado una derrota para el Cardenal Cipriani que ganas no le faltan de meter sus narices en la PUCP para imponer su línea vinculada al Opus Dei aunque algunos sospechan que su interés no sería solo por el chancho sino por el chicharrón porque aquí hay mucho dinero en juego. Vale la pena recordar que los ingresos de la universidad son cuantiosos, provenientes de varias fuentes, no solo por derechos de enseñanza sino también por las rentas provenientes del centro comercial San Miguel. Como ven, el botín no es nada despreciable. Por esa razón muchos sospechan que detrás de esa fortuna hay más una sotana.

Otra razón de querer tomar las riendas de la PUCP es el peso político que este centro de estudios tiene, donde hay algunas mentes brillantes que no comulgan precisamente con las ideas arcaicas de la Santa Sede. La línea de sus docentes se ha distinguido siempre por su defensa de los derechos humanos, el respeto a la democracia y la práctica de una izquierda moderada que, socarronamente se la ha bautizado como caviar.

El asunto es claro. Hay gente que busca propi ciar un asalto a la PUCP para manejarla a su antojo y eso no está bien. Tampoco se lo vamos a permitir quienes amamos la autonomía universitaria, la libre formación de los profesionales y el respeto al pluralismo ideológico. Eso no quiere decir que la religión católica esté en cuestión, sino todo lo contrario. En la asamblea se ha reafirmado sus valores morales en la formación de los alumnos. Lo que se está evitando es la injerencia de los ministros de la iglesia allí donde muy poco tienen que hacer. Así de simple.

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: