Indulto a Fujimori no va

Lo del indulto al presidente Fujimori ya está resultando una cantaleta de nunca acabar. De vez en cuando nos salen con este rollo, generalmente tras un publicitado internamiento en el hospital, con cámaras y flashes incluidos, paseo en camilla y peguntas cuidadosamente elaboradas en las mesas de redacción de ciertos jefes encargados de elaborar las comisiones periodísticas de los reporteros.

Fujimori, esta vez no fue operado en el Instituto de Enfermedades Neoplásicas donde, los cirujanos demostraron ser incorruptibles, sino en la clínica San Felipe, donde los galenos son amigos y de entera confianza familiar.

Y claro, no faltaron las “oportunas” preguntas sobre el indulto que el congresista Enrique Wong lo había solicitado en forma pública, un día antes. Siguiendo con el libreto, ahí estaban los familiares para decir lo suyo, que ellos no pedirán el indulto porque su padre es ¡inocente!

Keiko Fujimori, sin embargo admitió que “la situación de salud de mi padre es compleja. Es la 5ª vez que lo operan de la lengua por un problema de cáncer. Alberto Fujimori es un paciente con cáncer de alto riesgo”

Pero, los galenos del hospital neoplásico opinan diferente, al menos uno de ellos cree que se trata de una condición pre maligna y rechaza que se trate de un cáncer y mucho menos terminal, condición para que pueda ser indultado. “Lo que padece el señor Fujimori no es ni siquiera una enfermedad, es una condición patológica desfavorable que puede volverse cáncer” opinó.

Por su parte, bien ha hecho el Presidente del Consejo de Ministros de no dejarse sorprender por este sicosocial y declarar enfáticamente que el tema del posible indulto a Fujimori está fuera de la agenda del gobierno. “No tenemos ni un pedido formal en relación al indulto del sentenciado Alberto Fujimori. Por tanto, no tiene sentido que se especule sobre si corresponde o no”.

El indulto sería un error garrafal del gobierno. Sería su Waterloo. Poner este tema en carpeta le puede costar una reacción pública incontrolable, tan grave como la que sufrió el régimen fujimorista con “La marcha de los cuatro suyos”. Por tanto es mejor que no se le ocurra jugar con fuego teniendo aún mucha gasolina derramada en todo el país.

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: