Humala: Década de los 90 fue la más funesta

Mientras Ollanta Humala se hallaba en el pentagonito presidiendo la ceremonia central por el Día de las Fuerzas Armadas y su esposa Nadine se entrevistaba con Hillary Clinton, Secretaria de Estado de los EEUU en la ceremonia del evento mundial que busca promover una mayor participación de las mujeres en la política y la economía, tapándoles la boca a sus críticos que pitean por su excesivo protagonismo, la Corte Interamericana de Derechos Humanos daba a conocer su resolución exigiendo la anulación del ilegal fallo del inefable Villa Stein, los comentaristas no sabíamos qué tema priorizar.

Particularmente yo opté por tocar la Resolución de la Corte Interamericana porque me pareció el más importante, razón por la cual tuve que retrasar el presente comentario.

Sin embargo, al igual que el tema de la Corte, las declaraciones del Presidente Ollanta Humala en su discurso del Pentagonito cerrándoles el paso a quienes estaban presionando desde distintos frentes el indulto a Alberto Fujimori, no sejan de tener una grfan importancia porque, no cabe duda, las presiones le llegan de todo lado. Se llegó al colmo de mostrar la fotografía de la herida que el ex dictador tiene bajo la lengua.

Humala fue claro: “Nuestras Fuerzas Armadas han pasado épocas muy difíciles y duras. Probablemente la época más funesta de nuestra historia republicana fue la década de los noventa cuando se quiso pervertir a nuestras instituciones castrenses a través de la corrupción, la selección de oficiales en base a intereses subalternos, despilfarro de los escasos recursos, compra de materiale3s sin garantía y a través de traficantes de armas y testaferros de corruptos y para fines reeleccionistas trataron de convertir a nuestras instituciones castrenses en plataformas políticas”

“Actualmente estamos recuperando parte del botín de estos delincuentes, por ello es fundamental no permitir que intereses políticos particulares se vuelvan a infiltrar en ellos”.

Es la primera que el mandatario hace un deslinde directo y contundente con la corrupción Fujimontesinista y eso está bien. Los oficiales honestos, que ganan un sueldo que apenas les alcanza para sobrevivir, como los maestros y médicos, no tienen por qué respaldar a esos malos oficiales que se alzaron con millones de dólares del erario nacional. Los nuevos generales no tienen por qué solidarizarse con los delincuentes que mancharon su institución.

Estoy seguro que el fujimorismo seguirá presionando para lograr el indulto del ex dictador pero lo que muchos de sus seguidores no saben es que parte de sus delitos son de lesa humanidad, por tanto no se le puede indultar, sin que se la haga caer en un error legal al presidente Humala.

Los sicosociales que se lanzan en relación con el mal que pádece ya fueron desbaratados por los médicos del Hospital del Cáncer. Seguramente por eso ahora prefiere atenderse en una clínica particular, al parecer con la intención de direccionar los informes médicos. Pero, de nada le servirán porque lo que se toma en cuenta, en cualquier gestión legal, es el informe del médico legista. Por eso me pareció irresponsable y de mal gusto que su hijo muestre una fotografía de la herida. Seguramente otros familiares de enfermos de cáncer jamás lo harían.

Y si realmente queremos que los corruptos no se rían en nuestras caras debemos actuar v con tino y a la vez mantenernos con los ojos bien abiertos.

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: