Alan García trata de tapar el sol con un dedo

El ex Presidente Alan García quiere tapar el sol con un dedo dándole consejos a Ollanta Humala para distraer la atención pública del escándalo de los narcoindultos donde está implicado por haber firmado los decretos correspondientes luego de haber “estudiado miles de horas y haber revisado 7 mil expedientes completos”, tal como él mismo lo declaró.

En conferencia de prensa, que más parecía un mensaje al país porque no aceptó ninguna pregunta, presentó un plan para hacer que el Perú crezca por lo menos 8% anual, se mejore la educación y la seguridad ciudadana y se capte 30 mil millones de dólares de inversiones adicionales para crear dos millones de empleos., Dijo que con esta propuesta desea fomentar la confianza entre los peruanos. Si sus intenciones fueran buenas, todo sería maravilloso porque eso es lo que el Perú espera, que todos los políticos trabajen por una sola causa, de sacar adelante a nuestro país, pero resulta que Alan jamás da puntada sin hilo, por eso la duda.

No parecía un candidato presidencial, sino un mandatario en ejercicio, olvidando que pesan sobre él graves acusaciones. Su discurso, a mi entender, fue una burda maniobra para distraer a la opinión pública indignada por el escándalo de las rebajas penitenciarias e indultos a delincuentes de alto vuelo que, según las primeras indagaciones, dejó un huevo de plata.

Seguramente por las últimas revelaciones periodísticas que se han hecho, cómo se nota que Alan García está nervioso y no sereno como quiere mostrarse ante la prensa. Por eso su apuro por salir a la tele, es porque “se sienten pasos” como diría el narrador deportivo Raúl Maraví. A propósito, qué será de él?. En la medida que la Megacomisión del Congreso avance y la prensa haga más revelaciones, seguramente que su risita cachacienta desaparecerá y su rostro se volverá adusto. El sabe que la cosa es muy seria y no es para reírse socarronamente.

Las acusaciones de Carlos Butrón Dos Santos alias “Brasil” a Miguel Facundo Chinguel, ex titular de la Comisión de Gracias Presidenciales y calificado por García como un “personaje probo”, de haber recibido dinero para las rebajas de las condenas, no creo que lo hagan dormir tranquilo a Alan, más aún ahora que tendrá que responder ante la Megacomisión del Congreso sobre las nuevas evidencias que se están revelando.

No cabe duda que existió una red de tráfico de indultos que debe ser investigada. Y la comisión parlamentaria ni el gobierno deben dejarse sorprender por estos “distractivos” que intentan hacer aparecer al ex mandatario como un angelito y como un estadista que está “muy preocupado” por el desarrollo del país.

Lo que pasa es que Alan García cree que todos nos estamos chupando los dedos y puede seguir engañando al país una y mil veces como siempre lo hizo con ayuda de sus amigos de la prensa. ¡No señor! felizmente que ahora existen las redes sociales donde los periodistas independientes y los ciudadanos honestos no estamos dispuestos a tragarnos esos sapos.

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: